Go Urbana, ruta del graffiti en Lisboa

Grafiti en Lisboa

Lisboa desprende en sus calles un singular aire nostálgico y bohemio. De noche en algunos barrios puede oírse de fondo el llanto casi lastimero de un fado. Una ciudad bulliciosa pero pausada a la vez, con el ritmo que marcan los tejados rojos de sus casas y el silente transitar de las aguas del Tajo.

Sin embargo la capital lusa también ha dejado en los últimos años espacio para el arte urbano en forma de grafitis. Si en la década de los noventa esta moda juvenil era todo un quebradero de cabeza para las autoridades lisboetas, hoy los muros pintados de algunos rincones se han convertido en ruta turística. Una especie de galería de arte callejero al aire libre que lleva el nombre de Go Urbana.

La oficina de turismo de Lisboa ofrece incluso la posibilidad de recorrer los grafitis tanto a pie con guías como en un coche, debidamente grafiteado. Hay lugares que ya forman parte del legado grafitero de la ciudad, como la famosa Calzada de la Gloria, una de las cuestas que desemboca en el Tajo, y que cuenta con paneles de hasta cinco metros de ancho iluminados por grandes focos.

De unos años a esta parte muchos grafitis han empapado las paredes de la vieja Lisboa, siempre con el orden y el concierto del Ayuntamiento de la ciudad. Una de las principales avenidas lisboetas, la de Fontes Pereira de Melo, es otra de las citas obligadas en esta ruta del grafiti. Pero también llegan hasta el Barrio Alto, especialmente, o a la Alfama, la Avenida da Liberdade o la céntrica Plaza del Marqués de Pombal.

En cualquier calle, callejón o avenida puede aparecer un grafiti. Este tipo de cultura urbana y artística forma ya parte del acervo cultural de esta ciudad. Dicen muchos que esta es la cara oculta del arte en Lisboa. No todo el mundo está de acuerdo con ellos, pero también hay que señalar que muchos de estos grafitis están considerados de los mejores del mundo.

Foto Vía Guardian

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Turismo en Lisboa


Deja tu comentario