Alojamientos en Lisboa

Lisboa

Lisboa cuenta con una gran oferta hotelera. La ciudad ha visto aumentado su flujo de turistas en las últimas décadas, por lo que el alojamiento ha tenido que crecer a un ritmo totalmente vertiginoso, si a esto se le suma la celebración de la Expo del 98 podemos entender este incremento en la oferta.

Es posible encontrar establecimientos de todos los estilos, desde hoteles de lujo con todas las estrellas habidas y por haber, hasta residencias pequeñas, albergues y campings. Además, debido a la gran oferta es posible encontrar precios bastante asequibles, ofertas especiales y paquetes vacacionales que nos permitirán alojarnos en la ciudad por poco dinero.

Cabe destacar que Lisboa tiene varias zonas perfectamente diferenciadas, unas más cercanas al centro histórico que otras. Por tanto, el precio de los hoteles también variará bastante dependiendo de lo cerca que queramos estar de la parte más antigua de la ciudad.

En cuanto a las zonas para alojarse, establecer cual es la mejor no es sencillo. Todo depende delo que queramos encontrar. Evidentemente, para todo aquel que quiera sumergirse en la magia de la ciudad, tanto diurna como nocturna, deberá escoger un barrio como la Baixa, el más céntrico e importante de la ciudad. Pertenece al casco antiguo por lo que podremos contar con una cercanía total a la mayoría de los monumentos. Bajo este criterio de cercanía a la oferta cultural, Chiado y Alfama también podrían ser unas excelentes opciones.

En cuanto al tipo de establecimiento por estas zonas podemos encontrar de todo, desde hoteles modestos u otros más lujosos como el fastuoso Hotel Avenida Palace de 5 estrellas, edificio de 6 pisos junto a la plaza Restauradores. Pasando por Albergues e incluso lugares pintorescos e históricos como el Solar do Castelo, un precioso edificio emplazado en un edificio del siglo XVIII junto al Castillo San Jorge.

Otra zona bastante buena para alojarse es la que está próxima a la plaza Marques de Pombal. Y es que a pesar de no estar emplazada en el casco antiguo, lo cierto es que cuenta con todas las conexiones necesarias para llegar en tan sólo 5 minutos. Cabe destacar que andando podemos encontrarnos a unos 15 o 20 minutos (dependiendo de nuestro paso) y al estar unido con el centro histórico por avenidas grandes llenas de vegetación, el paseo es muy agradable. Eso sí, quizá a la vuelta de nuestra ruta prefiramos coger el metro, ya que como es sabido las cuestas de Lisboa dejan al turista totalmente exhausto.

En cuanto a la variedad de alojamiento por esta zona pasa como en el caso anterior, encontramos una gran variedad de todas las clases y colores. Podemos alojarnos en residenciales modestos como el Residencial Mocambique, hoteles de 3 estrellas como el Hotel Flamingo u hoteles de una categoría superior como el precioso Turim Av Liberdade Hotel.

Otra opción es la de alejarse aun más del bullicio de la ciudad, para este caso podemos optar por barrios tan famosos y turísticos como el de Belém. Que aunque por el día tiene una enorme afluencia de turistas por doquier, por las noches suele ser muy agradable y tranquilo. Aquí podemos encontrar lugares tan mágicos como el Altis Belém, un hotel de 5 estrellas que disfruta de unas vistas privilegiadas frente a la ría.

Para elegir hoteles en Lisboa la mejor opción es intentar establecer primero las zonas que queremos ver, los días que vamos a estar y la proximidad que queremos tener con los monumentos más importantes. Una vez decidamos esto podremos hacer una selección de las zonas que más nos convengan para sacar una relación de los hoteles que allí encontramos y las ofertas que tienen justo en las fechas de nuestro viaje.

Foto vía: viajerosworld.blogspot.com

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Hoteles en Lisboa, Información Práctica de Lisboa


Deja tu comentario